Cuando te niegas a ti misma…

Publicada en Publicada en Reflexiones Luis Bueno

Cuando te niegas a ti misma,
estás frenando el curso de tu vida.

Cuando te exiges, reclamas, reprochas,
dando valor sólo al resultado,
estás golpeando tu alma aprendiz
y dificultando que pueda levantarse
para proseguir el camino.

Cuando te escucho decir
que no quieres ser egocéntrica,
ni pensar sólo en ti,
y por eso no quieres autocomplacencia,
te recuerdo que tampoco necesitas
ser únicamente “negocéntrica”
para negarte tu valor, tu derecho y tu permiso.

No eres más y tampoco eres menos.
No eres la mejor y tampoco necesitas serlo.
Eres tú, y desde esa conciencia,
te mereces tu propio respeto.

Salud y paz.

Luis Bueno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *